¿De qué se trata la Kinesioterapia Respiratoria en niños?

April 11, 2019

Si tienes hijos pequeños, ya debes saber que los meses de otoño e invierno representan una época donde aumenta la presencia y contagio de infecciones respiratorias agudas (para saber todo al respecto, haz click aquí). La mayoría de los resfríos y cuadros respiratorios son de baja complejidad, pero en algunos casos el médico puede indicarle a tu hijo/a kinesioterapia respiratoria (KTR), terapia que le ayudará a sobrellevar de mejor manera el cuadro. En este post te contamos todo sobre la kinesioterapia respiratoria en niños. 

 

La kinesioterapia respiratoria, es una especialidad terapéutica que tiene el rol principal de prevenir y tratar las complicaciones pulmonares de forma sencilla, mediante distintas técnicas manuales. Su objetivo es optimizar la función respiratoria para lograr un adecuado intercambio de gases  a nivel pumonar y de ésta forma atenuar o manejar la dificultad respiratoria que puede presentarse con los cuadros de infecciones respiratorias en niños. Muchas veces el médico indica kinesioterapia respiratoria de manera ambulatoria, para manejar el cuadro respiratorio de forma que el niño no necesite llegar a la urgencia. Otras veces, la KTR se realiza en el ámbito hospitalario, en conjunto con otros procedimientos y/o administración de fármacos para manejar el cuadro respiratorio.

Desde el punto de vista anatómico, la vía aérea de los niños está más "predispuesta" -por así decirlo- a obstruirse con mayor facilidad, y a retener mayor cantidad de secreciones que los adultos. Es más estrecha y por lo tanto ofrece mayor resistencia al paso de aire y se obstruye con mayor facilidad. Por este motivo, los niños reaccionan con mayor gravedad frente a cuadros respiratorios que en un joven o adulto son de simple manejo. 

 

¿Qué es?

La kinesioterapia respiratoria comprende un conjunto de técnicas. Entre ellas están las técnicas de limpieza de la vía aérea que son útiles en pacientes con mucosidad abundante o secreciones gruesas, con mecánica respiratoria débil o para pacientes con un mecanismo ineficiente de la tos (recordemos que la tos es el mecanismo natural del cuerpo para eliminar partículas extrañas y limpiar la vía aérea de secreciones, pero a veces este mecanismo no resulta suficiente o se ve afectado por diversas razones). Para esto se efectúan maniobras de permeabilización bronquiales, que cobran especial valor en la infancia, dado que en esta edad se presenta mayor producción de secreciones y una vía aérea muy estrecha, ambos elementos que predisponen a obstrucciones. 

 

¿Para qué es?

Como mencionamos, la KTR tiene como gran objetivo optimizar la función respiratoria. Para esto se requiere eliminar las secreciones de la vía aérea, optimizar el mecanismo de la tos, y contribuir a diminuir la obstrucción bronquial. Además, las técnicas de la KTR sirven para reexpandir atelectasias (zonas colapsadas del pulmón que no están realizando intercambio gaseoso) y aliviar la sensación de dificultad respiratoria.

 

¿Cómo se siente?

Las técnicas de KTR deben ser aplicadas de una manera específica para que cumplan con el objetivo deseado. Muchas veces los padres llegan con temor por pensar que estas técnicas pueden ser dolorosas para sus hijos, pero en realidad no lo son. ¿Te han ayudado a elongar después de hacer deporte?, es incómodo, se siente un poco molesto, pero no duele -no debería doler si se hace de la manera adecuada- y al final sientes alivio. Esto es similar, es incómodo, pero el alivio que tendrá el niño/a luego de las técnicas de KTR valdrá la pena, y puede ser que evitemos que el cuadro evolucione a uno de mayor gravedad. Por lo tanto, cuando los niños lloran desconsoladamente en las sesiones de KTR es porque están incómodos, con una persona que no conocen, en un entorno que también es desconocido. No porque tengan dolor producto de las técnicas aplicadas. Antes de la sesión, explícale con palabras simples a tu hijo/a que una persona le ayudará a botar esas flemas que lo tienen tan incómodo, y así podrá respirar mejor y jugar sin problemas. No le mientas ni le inventes otra historia, ya que en la medida que el niño sepa qué es lo que viene, podrá potencialmente adaptarse mejor. 

 

¿Porqué hacemos vibrar el tórax?

Las vibraciones son maniobras de presión sobre el tórax, de baja intensidad y de una frecuencia aproximada de 10 a 15 Hertz, con el objetivo de desprender y movilizar secreciones de la vía aérea, para luego eliminarlas mediante la tos. Estas técnicas se realizan manualmente vibrando, sacudiendo, o comprimiendo la pared torácica durante la espiración.

 

 

¿Porqué hacemos a los niños toser?

Una vez que las secreciones se han desprendido de las vías aéreas, necesitamos movilizarlas hacia "arriba" para ser eliminadas. Al toser, nuestros músculos respiratorios generan que salga aire de los pulmones a gran velocidad, con la consecuencia de que arrastran estas secreciones a la vía aérea alta, desde donde se tragan (se van por el esófago al estómago), o bien se eliminan por la boca. Dicho esto, la tos es un gran aliado para manejar los cuadros secretores, y por lo tanto nos ayudamos de ella en la kinesioterapia respiratoria. No los hacemos toser porque sí. 

 

¿Qué es la aspiración de secreciones?

En algunos casos -ya sea de forma ambulatoria o hospitalizados- la cantidad de secreciones en las vías aéreas es tan abundante que las técnicas manuales en conjunto con la tos del niño no son suficientes para "limpiar" la vía aérea. En estos casos, el niño cursa con mayor dificultad respiratoria, y puede disminuir su saturación de oxígeno. Éstos cuadros pueden seguir empeorando hasta incluso requrir asistencia ventilatoria. En estos casos se hace necesario un procedimiento invasivo para limpiar la vía aérea, llamada aspiración de secreciones. 

Como su nombre lo dice, este procedimiento consiste en realizar la succión de secreciones mediante el uso de una sonda de aspiración introducida hasta orofaringe a través de cavidad nasal y bucal. ¿Es incómodo? Sí, mucho, no te vamos a mentir. ¿Duele? Sí, en algunos casos puede llegar a doler. Sin embargo, es un procedimiento que no se hace si no es completamente necesario, y tiene el fin de prevenir el empeoramiento del cuadro respiratorio y aliviar los síntomas de dificultad respiratoria del niño. 

¿Te resultó útil este post?, ¿Te quedaron dudas o tienes sugerencias? Escríbenos a crecerdecolores@gmail.com o déjanos un comentario más abajo. ¡Queremos escucharte!

 

Referencias

Kinesiterapia respiratoria en pediatría. Rev. Ped. Elec. [en línea] 2017, Vol 14, N° 1. ISSN 0718-0918

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

November 17, 2019

October 29, 2019

Please reload